La señora Dalloway de Virginia Woolf

Título: La señora Dalloway
Título original: Mrs. Dalloway
Autora: Virginia Woolf
País: Inglaterra
Fecha de publicación: 1925

Mrs. Dalloway es la cuarta novela publicada de Virginia Woolf y es una de sus obras más conocidas.

La novela nos narra un día de verano de 1923 en la vida de Clarissa Dalloway, una mujer de clase social media-alta en la Inglaterra de la post Primera Guerra Mundial. Clarissa está en plena preparación de su fiesta que se ofrecerá esa noche. De esta manera, la novela comienza en la mañana y termina en la noche, con la conclusión de la fiesta. Esto es lo que ofrece la novela desde el exterior, pero se da una perspectiva interna, el relato viaja hacia adelante y hacia atrás en el tiempo y desde dentro y fuera de la mente de distintos personajes. Y así, se construye la imagen de la vida y la estructura social de la Inglaterra de la post-guerra.

Esta novela entra de lleno en lo que se conoce como Modernismo inglés dado que es una obra
experimental que intenta romper con la etiqueta de «novela». Cuando se intenta encontrar el hilo conductor de la trama, puede ser desconcertante no encontrarlo como de costumbre. La novela no está dividida en capítulos. A través de la técnica del fluir de la consciencia, se nos muestra la interioridad de los personajes como el marido de Clarissa, Richard Dalloway; su hija, Elizabeth Dalloway; la institutriz de Elizabeth, Miss Kilman; Peter Walsh, ex interés amoroso de Clarissa y Lucrezia «Rezia» Smith esposa italiana de Septimus Warren Smith, un veterano de guerra, quien sufre de Shell-shock (hoy en día, estrés postraumático) y es el segundo protagonista de la novela.

La novela presenta varios temas, uno de ellos es el tiempo. El tiempo marcado por el Big Ben, el tiempo que dura el relato de la novela (un día), el tiempo pasado que recuerda Clarissa. El tiempo no es solo un tema, parece ser casi el protagonista de la historia. El pasado es algo que tienen en común Clarissa y Septimus, no que su pasado sea el mismo o que estén conectados. En el presente Clarissa recuerda su feliz juventud en Bourton. En cuanto a Septimus, está atrapado en sus recuerdos de la guerra y la pérdida de su amigo Evans. Así, el tiempo pasado se instala en el presente de ambos personajes pero de manera distinta.

Otro tema presente en Mrs. Dalloway es la salud mental. Woolf a través de Septimus critica a todo el sistema de la época. Los doctores le dan juicios rápidos sobre su condición, hablaban con él a través de su esposa y descartan e ignoran sus confesiones. Se puede hacer una lectura autobiográfica a través de Septimus, ya que Virginia Woolf tenía una mentalidad inestable.

La bisexualidad (o solo sexualidad) se desarrolla a través de Clarissa e incluso de Septimus. Clarissa en su
juventud estuvo fuertemente atraída por su amiga Sally. Algo similar se puede interpretar con respecto a Septimus, ya que vive asechado por la imagen de su querido amigo Evans.

La guerra también es un tema fuerte y constante (como es todas sus obras), pero Virginia no se molesta en describirla, en decir lo horrendo que fue, no es así como ella escribe. Este y todos los temas presentes no son lineales ni simples, son ambiguos y sutiles.

Mrs. Dalloway es una novela que aunque parece solo contar la cotidianeidad de los personajes va mucho más allá. Creo que lo que más me gusta es que no sea explícita, Woolf es sutil, delicada, implícita pero firme, las cosas están ahí, pero es un reto al lector el descubrirlas. La obra tiene un tinte triste, melancólico, vacío incluso. Hay algo ahí debajo, que subyace, una voz que grita con dolor. Es una obra magnífica y hermosa, que todo mundo debería leer.

Comentarios

  1. ¡Hola! Buena reseña, me llama mucho la atención este libro. Nunca he leído a Virginia Woolf así que puede que le de una oportunidad con esta novela.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! Muy buena reseña, me gusta la forma en que la describiste y ademas de como juega con el tiempo como personaje. Puede que en algún momento le de una oportunidad.
    ¡Saludos! :)

    ResponderEliminar
  3. ¡Muy buena reseña! hace mucho que tengo ganas de leer algo de esta autora pero me ha ido quedando para atrás.
    Me dejaste picando con el tema de la salud mental, siempre he leído buenas criticas sobre lo innovadora que es Woolf así que lo tendré en cuenta para un futuro.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  4. Hola :)
    No he leído aún nada de Woolf pero tengo muchas ganas de iniciarme en su trabajo. Me gustó mucho tu reseña y me dieron muchas ganas de leer el libro, así que me lo apunto para leerlo próximamente :)

    Me atrae mucho eso del modernismo inglés y los diferentes temas como el de cómo es tratado el tiempo, la sexualidad, la salud mental, y el estilo de la autora.

    Muchas gracias por la recomendación, saludos :)

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! ¿Que tal?
    Estoy justamente ahora leyendo Flush de la autora, por recomendación de mi profesora de literatura. Me llama mucho la vida de Virginia y tu reseña me dejó con ganas de darle una oportunidad a esta novela luego.
    Un beso enorme :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cualquier obra de Woolf es realmente fascinante, no tienen desperdicio.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares

Otelo de William Shakespeare

La chica danesa de David Ebershoff

Ligeia, El gato negro y El cuervo de Edgar Allan Poe